Recetas Típicas

Torrijas de leche tradicionales de Semana Santa

Escrito por Sucesos Del Henares 1 el . Publicado en Recetas Típicas

El primer paso es preparar los ingredientes con los que vamos a aromatizar la leche. Lavamos muy bien el limón y pelamos su piel de manera fina, sin mucho blanco que luego nos amargue el postre.

En la preparación de la leche aromatizada tenemos un ingrediente que va a marcar la diferencia, las vainas de vainilla.

Para esta receta vamos a necesitar la vaina abierta entera, no es necesario añadir el interior, es decir las semillas.

Para sacarle el mayor provecho, cortamos los extremos, la parte más ancha de la vaina con un cuchillo, la rajamos de un extremo al otro, abriéndola como un libro. 

Raspamos el interior con la hoja de un cuchillo, lo mejor es abrirla bien con los dedos y rasparla con la mitad de la hoja del cuchillo, así sacaremos las semillas que vamos a guardar.

La vaina limpia es la que vamos a añadir a la leche.

Calentamos la leche a fuego medio casi hasta el punto de ebullición.

Bajamos la temperatura y retiramos del fuego, añadimos la vaina de la vainilla, la piel del limón y por último la rama de canela.

Dejamos todo en reposo durante 5 minutos, es decir, infusionando la leche.

La leche debe estar tibia o fría cuando la empleemos para empapar las torrijas. 

Escogemos un recipiente cómodo para ir mojando el pan elegido para las torrijas y lo llenamos con la leche infusionada y fría que tenemos reservada.

Añadimos el vino de Oporto que le va a dar el puntazo a este postre y batimos con un tenedor para mezclar bien los líquidos.

Batimos los huevos hasta que espumen un poco y añadimos dos cucharadas de leche infusionada, volvemos a batir y colocamos en otro plato que sea cómodo para mojar las torrijas antes de freír.

Ponemos una sartén con aceite de oliva virgen extra y calentamos a fuego medio.

Mientras se calienta el aceite bañamos las rebanadas de pan en la leche infusionada.

Le damos la vuelta para que se impregnen bien pero que no chorreen y la pasamos por el huevo batido que ya tenemos preparado.

De ahí directamente a la sartén con aceite bien caliente.

Freímos las torrijas por todos dos lados hasta que estén doradas, nos ayudamos de un tenedor para ir dando la vuelta a la torrija.

Retiramos a un plato con papel de cocina absorbente para retirar el exceso de aceite.

Llenamos un recipiente ancho con azúcar y canela en polvo, unas dos cucharaditas de canela en polvo por cada 100 g de azúcar y mezclamos bien con un tenedor.

Rebozamos las torrijas en esa mezcla, que se impregnen bien de azúcar y canela.

Lock full review www.8betting.co.uk 888 Bookmaker

Copyright © 2013 Sucesos Del Henares. Todos los derechos reservados. Política de Privacidad.